Flebectomía ambulatoria para las várices

Si tus piernas están repletas de várices seguramente estarás buscando un método para acabar con ellas de una vez y para siempre. En la actualidad existen muchos métodos efectivos que seguramente tu médico especialista te podrá sugerir: Láser Endovenoso, escleroterapia, microescleroterapia, Flebectomía ambulatoria, Flebectomía transiluminada, radiofrecuencia, Ligaduras, extirpación, láser, cremas, masajes, medias de compresión, etc.

Los tratamientos varían de acuerdo al tipo de vena varicosa en cuestión. El tipo de várice, el paciente, así como otras cuestiones estarán presentes a la hora de elegir el mejor tratamiento.

tratamiento varices

Las mayores perjudicadas son las mujeres. Se estima que el 50% de ellas tendrá várices. En los hombres, sólo el 25%.

En este artículo nos ocuparemos de un tratamiento en concreto: Flebectomía ambulatoria.

Flebectomía ambulatoria

La flebectomía ambulatoria es un tratamiento que se emplea para realizar extracciones de várices de diferentes dimensiones que se encuentren cercanas a la piel (venas superficiales) por medio de pequeñas incisiones.

La flebectomía es un procedimiento mínimamente invasivo que se puede utilizar para quitar esas antiestéticas várices de las piernas producto de diferentes causas como el sobrepeso, embarazo, cuestiones genéticas, hábitos, etc. Se utilizará un instrumento pequeño que será el encargado de realizar las incisiones para extirpar las venas atrofiadas. Para realizar este procedimiento se emplea una anestesia local, es decir, no es necesario estar completamente anestesiada/o para realizar este procedimiento.

Teniendo en cuenta que las incisiones son pequeñas, del mismo modo que la anestesia es local y en proporciones adecuadas, todo el procedimiento de la flebectomía se puede efectuar en el consultorio. De allí que se la denomine ‘ambulatoria’.

Beneficios de la flebectomía ambulatoria

Es una alternativa efectiva frente a muchos de los tratamientos que en la actualidad existen para tratar las várices, pero sobre todo si se trata de venas varicosas superficiales.

  • Los resultados estéticos son muy buenos, dejando mínimas e imperceptibles cicatrices.
  • No requiere anestesia total. Por el contrario, bastará con anestesia local.
  • El procedimiento es ambulatorio. Puede realizarse en el consultorio del médico. Esto es algo muy beneficioso puesto que no requerirá hospitalización.
  • Las incisiones son pequeñas reduciendo los cuidados postoperatorios a los cuidados básicos.
  • El procedimiento es seguro.
  • Se reducen los casos de recurrencia de várices.
  • El tiempo de intervención es mínimo.
  • Se pueden realizar cualquier actividad (a excepción de elevar los pies, trabajos de fuerza, actividades físicas agotadoras).
  • Al cabo de 3 días el procedimiento está prácticamente completado y el paciente puede reincorporarse al trabajo (aunque se deberá drenar el líquido durante 1 mes aprox.).

¿En qué consiste el procedimiento de una flebectomía ambulatoria?

En primera instancia se deberá realizar una observación de las venas varicosas estando de pié ya que de ese modo se resaltan las venas con problemas. Luego, se procederá a resaltar con un lápiz quirúrgico (rotulador) y se efectúan las medidas de higiene y desinfección pertinentes. Se aplicará la anestesia local y una vez que la anestesia haya ‘tomado’, se comienzan a realizar las pequeñas incisiones de aproximadamente 1 mm para luego retirar las venas varicosas mediante un gancho diminuto. La misma acción se realiza hasta retirar toda la vena con problemas.

tratamiento flebectomia

Funcionamiento correcto e incorrecto de una vena.

Las incisiones no requieren ninguna clase de sutura, por lo cual, no quedarán cicatrices de puntos. Ni bien se complete el retirado de las venas con problemas, se colocarán aplicaciones (almohadillas) para absorber el líquido que se drena posterior a la intervención y, finalmente, se colocará un vendaje que sujete adecuadamente la pierna y ejerza compresión.

Las vendas de compresión se deben mantener de 1 a 2 días durante todo el tiempo, además de comenzar actividades mínimas para que los músculos de las extremidades inferiores reducen el espacio de las venas retiradas, no permitan que se produzcan coágulos, no se acumule líquido y el proceso de curación se acelere. Una aplicación de drenaje se utiliza para retirar el líquido que se acumulase aproximadamente por 30 días.

¿Existen riesgos vinculados con la flebectomía ambulatoria?

En toda intervención quirúrgica existen riesgos, en ese sentido, la flebectomía ambulatoria no es la excepción.

A continuación se detalla los más comunes:

  • Sangrados,
  • Infecciones,
  • Inflamación,
  • Moretones,
  • Cicatrización más notoria que la normal,
  • Decoloración de la piel,
  • Recurrencia de várices,
  • Etc.

Cambios de fondo para la prevención

Las várices poseen múltiples factores que propician su aparición. Algunos de estos factores son difíciles o imposibles de prevenir como las condiciones heredadas. Si en nuestra familia existe una clara tendencia a poseer várices, posiblemente, deberemos redoblar nuestros esfuerzos si queremos evitar que estas problemas de venas. Lo mismo ocurre con la edad: conforme transcurren los años, estaremos más expuestas a sufrir de problemas en las venas.

Otros factores son mucho más fáciles de prevenir y en ellos debemos focalizarnos para evitar problemas de várices.

  • Controlar el sobrepeso u obesidad para que mejore la circulación y disminuya la presión.
  • Realizar actividades físicas regularmente para tener piernas sanas, con un buen tono muscular y una circulación adecuada.
  • Evitar los largos períodos de estar de pie o sentados. Relajarse periódicamente para evitar que la sangre se estanque.
  • Cambios hormonales controlables. Visitar al médico periódicamente ayudará a prevenir problemas hormonales que alteran el buen funcionamiento de las venas.
  • Embarazo. Es difícil controlar los cambios durante el embarazo, sin embargo, realizando los controles médicos correctos, regulando la presión y evitando excederse en el peso podremos evitar que nuestras venas se esfuercen más de lo conveniente.
  • No utilizar ropa ajustada o zapatos de tacón. La ropa ajustada empeora la circulación de la sangre. Emplear zapatos de tacón durante un largo período de tiempo puede ser negativo. Por el contrario, los calzados de plataforma baja ayudarán a tonificar los músculos de las piernas y así mejorar la circulación.

Conclusión

La flebectomía ambulatoria es un método para tratar las várices efectivo para el caso indicado. No todos los casos son aptos para recibir este tratamiento. El médico evaluará sin dificultades si tus piernas pueden recibir este tratamiento o cualquiera de los otros mencionados al inicio de este artículo.

varices nunca mas - Remedios caseros para las várices de las piernasPor último, si te interesan los métodos naturales para combatir las várices te sugiero que leas sobre el tratamiento “Várices Nunca Más” <<< Un simple, pero eficaz método para combatir las várices que puedes realizar en la comodidad de tu hogar.

Estimado lector: si esta información te fue de ayuda, no olvides compartir en Face, darle a Me Gusta, Twittearlo o compartir en Google +. De esta forma ayudas a la página a que sea más conocida.

Gracias!

Otros artículos de interés:

Fuentes de la información:

Necesito que me ayudes a difundir. Comparte!

Acerca de Nadia Riquelme

Soy Nadia Riquelme. Tuve muchas várices pero logré reducirlas y muchas las eliminé. En mi página quiero que compartamos remedios naturales, tratamientos caseros, tips, trucos y consejos para eliminarlas las várices definitivamente.
Marcar el Enlace permanente.

Expresa una idea o deja un comentario. Cada vez que un lector escribe algo es una motivación para el autor del Blog.